La incorporación de España en Europa (Unión Europea) se remonta hasta 1986, aunque desde 1977 se solicitó la adhesión a la CEE (Comunidad Económica Europea) que se convertiría en 1993 en la actual UE.

Con la firma del Tratado de Adhesión en Madrid se oficializó la entrada de España. En 1991, elevó su integración firmando el Acuerdo de Schengen de 1991 que suponía la disminución y casi eliminación de control de fronteras entre los miembros de este espacio.

Fue tras estos tratados y avances comunes cuando se comenzó a pensar en unificar las divisas europeas en una única moneda común: el euro. Esta medida se implantaría finalmente en enero de 2002, consolidando la integración económica de Europa.

Representación política y liderazgo de España en Europa

España entró en el proyecto europeo con ilusión y determinación, algo que se ha comprobado durante toda nuestra historia común. Algunos de los tratados más importantes de los que es partícipe son:

  • Ámsterdam en 1997
  • Niza en 2001
  • Tratado Constitucional (fallido) en 2004
  • Lisboa en 2009

De esta forma, se ha participado con un papel muy activo en la mejoría de las condiciones del proyecto europeo. Ha existido siempre una gran implicación en la labor de desarrollar políticas de diversidad cultural y lingüística, lucha contra el terrorismo, mejoría y normalización de las relaciones exteriores y ampliación de las redes comunes con América Latina, ejerciendo de anfitrión.

Para España, el proyecto de la Unión Europea siempre ha sido sinónimo de futuro y avances comunes. Por eso siempre ha llevado a cabo un apoyo total a una mayor integración política y económica que protegiera los intereses nacionales y las relaciones internacionales.

España en la Presidencia europea y el Parlamento Europeo

El consejo europeo, que turna la presidencia de forma semestral, reúne a representantes de todos los gobiernos en políticas concretas. España ha adquirido la presidencia en cuatro ocasiones:

  • Durante los gobiernos de Felipe González en 1989 y 1995
  • En el Gobierno de José María Aznar en 2002
  • En el gobierno de José Luís Rodríguez Zapatero en 2010

Por otro lado, el Parlamento Europeo sí que tiene una presidencia permanente y unipersonal. España cuenta con varios nombres que han pasado a la historia como Presidentes del Parlamento Europeo:

  • Enrique Barón entre 1989 y 1992
  • José María Gil-Robles entre 1997 y 1999
  • Josep Borrel entre 2004 y 2007

En el Parlamento Europeo además se integran 59 eurodiputados españoles elegidos en las elecciones europeas españolas.

Datos económicos de España en Europa

Cada país aporta al presupuesto de la UE un valor equitativo relacionado con sus recursos. “El que más tiene, más paga”. Este presupuesto se centra en mejorar las necesidades del conjunto de los europeos y en sacar adelante proyectos como la mejora de infraestructuras, investigación científica o la protección medioambiental.

Concretamente en España (datos de 2018) se aportó al presupuesto de la UE unos 10.314 millones de €, correspondientes con el 0,85% de nuestra economía. La UE destinó a España 12.270 millones de € (1,02% de nuestra economía).

Ir arriba