Aprender francés. Un reto apasionante, divertido y enriquecedor. Que, además, te abrirá nuevas oportunidades profesionales. Vamos a repasar a continuación algunos consejos, trucos y recomendaciones, de la mano de personas que han logrado dominar el idioma como si fueran nativos.

Antes de nada: ¿por qué aprender francés?

Se trata de un idioma oficial en organizaciones internacionales de vital importancia, como Cruz Roja, la Unión Europea, la ONU o el Fondo Monetario Internacional. Esto provoca que muchas empresas y entidades que se relacionan con estas instituciones necesiten personal cualificado que hable francés con fluidez.

Por lo tanto, puede abrirnos oportunidades laborales no solo en países de habla francesa, sino también en las instituciones mencionadas, así como en colaboradores a diferentes niveles. Es el quinto idioma más hablado del mundo, y está considerado el tercero en el ámbito de los negocios.

Trucos y consejos para aprender francés

La gramática es importante. Pero el estudio no debe centrarse únicamente en este área. Sobre todo al principio. Necesitamos desarrollar habilidades de comprensión auditiva, que nos hará mejorar en el resto de aspectos de forma conjunta.

Por tanto, lo más recomendable, especialmente al inicio, es dar relevancia a la comprensión, escucha y comunicación. Siempre hay que intentar buscar un equilibrio entre estas modalidades de estudio.  

Aprender francés divirtiéndose

Escuchar música en francés es una manera sencilla de acercarse al vocabulario común e informal. Frases cortas y estribillos repetitivos para acostumbrar al oído a la fonética y la pronunciación. Intenta no buscar subtítulos en castellano. Es mejor que estos subtítulos sean también en francés, para ir relacionando fonemas con el idioma. Salvo que estés en un nivel muy inicial, es la forma más rápida de evolucionar.

También puedes escuchar podcast didácticos en francés para principiantes, que están disponibles en internet. Estos son dos métodos ideales para aprender divirtiéndose.  

Las series, tan de moda, también pueden ayudarte. “Lupin” y “10 pour cent” son algunas de las más adecuadas en la actualidad para aprender el francés más coloquial. Este ritual de iniciación genera beneficios más allá del mero hecho de familiarizarse con el idioma como es la posibilidad de sumergirse en la cultura popular y la idiosincrasia del país.

De nuevo, si te pones subtítulos, que sean en francés, y no en español.

Por último, a nivel lectura recomendamos ‘Le Petit Journal’. Donde conocerás las costumbres, las tradiciones y los hábitos que definen a la sociedad francesa.

Francés para los más pequeños

En edades más tempranas, puedes acercarte al francés explorando multitud de libros, cómics, películas y documentos infantiles, en la red de mediatecas que el Institut Français tiene repartidas por España (Madrid, Zaragoza, Barcelona y Valencia). Abiertos a todos los públicos, estos espacios de lectura son ideales para acompañar tu aprendizaje.  

Para niños de 2 a 14 años la asociación “La France Ô Si!”, con sede en Madrid, cuenta con un programa de animación de actividades culturales que garantizan el aprendizaje y el disfrute de los más pequeños de la casa. En un entorno divertido e infantil se iniciarán en el idioma a través del arte y la cultura francófona.

Aprender francés, para conocer una de las culturas más espectaculares del planeta

Cada vez son más las personas que desean aprender francés. La excelencia de la enseñanza francesa y la importancia del país en la historia de Europa hacen que Francia sea el cuarto destino del mundo que más estudiantes internacionales acoge.

Desde España, existen instituciones que favorecen que jóvenes españoles estudien en una Universidad francesa. Es el caso de la Embajada de Francia en España. En colaboración con la Asociación Diálogo ofrece el programa de becas AVENIR, permitirá a jóvenes españoles estudiar en una universidad francesa este curso académico.

Ir arriba