Francia tiene una gran influencia para España. Así lo revela el informe “España y Francia: miradas cruzadas y actitudes hacia la unión europea y la guerra en Ucrania” realizado por nuestra Asociación en colaboración con el Real Instituto Elcano.

Tanto Francia como España tienen una valoración positiva el uno del otro. Incluso son países que se asemejan bastante entre sí. Esta es una opinión mayoritaria, sobre todo entre las personas que tienen un mayor nivel educativo.

Cada país destaca en unos aspectos, que en ningún caso coinciden entre sí. De los siete analizados, Francia es superior en seis. La única excepción es la calidad de vida. En el informe se destaca como los franceses opinan que superan a España en:

  • La producción cultural.
  • Nivel científico y técnico.
  • Cuidado del medio ambiente.
  • Sistema económico, ya que desde su punto de vista es más democrático.
  • Influencia internacional.

Por su parte, los españoles también opinan que Francia es superior, aunque de forma menos mayoritaria. Sí reconocen con mayor amplitud que Francia es mejor en:

  • La producción cultural y la calidad de vida.
  • Sistema económico.
  • Más poder e influencia en el mundo.

Ambos países coinciden en la mayoría de los aspectos. Lo que hace ver que la brecha entre ellos cada vez es más reducida. Hay una tendencia clara a que Francia y España están más igualados que hace años. Hace más de ocho años la opinión era la misma, pero con más diferencias. Ahora hay menos franceses que consideran a España inferior y hay más españoles que creen que España es superior. Sin embargo, aún se refleja la influencia que tiene Francia para España y como esta última siente admiración por la primera.

Admiración de España por Francia

Del informe se extrae claramente la admiración de España por Francia. Una admiración que no viene de ahora. Francia ha sido durante siglos el país de mayor influencia en España en aspectos muy relevantes como son la cultura, la economía, la administración, la política y mucho más.

Para entender la admiración hay que remontarse en primer lugar a la vecindad geográfica, gracias a la cual llegaron a España las corrientes de pensamiento europeas. Además, durante el franquismo, Francia se convirtió en un ejemplo para España sobre libertad, prosperidad y modernidad.

Francia tenía simpatía por España, pero se sentía superior. Un sentimiento que continúa, pues tanto los españoles como los franceses están de acuerdo en que Francia es superior a España en la mayoría de los aspectos analizados. Aunque, según la encuesta, España es percibida como mejor país para vivir debido a su calidad de vida.

En cualquier caso, las opiniones son diversas y los residentes franceses tienen mayor división de opiniones que los españoles. Finalmente, otro aspecto llamativo es que en los dos países la visión sobre sí mismos es peor que la que tiene el otro país sobre ellos.

Ir arriba